Cyber Tips

Tipos de mochilas: cómo elegir mi modelo ideal

Tipos de mochilas: cómo elegir mi modelo ideal

Si hay un accesorio súper útil en la vida de cualquier persona, es una mochila. Existen muchos tipos de mochilas, lo que resulta una excelente noticia para todos aquellos que están buscando un modelo ideal. 
 
Tipos de mochilas para hombre, tipos de mochilas para mujer, ¿Qué más da? Este accesorio se ha puesto tan de moda que solo se puede hablar de tipos de mochilas en general. Las tendencias unisex y los nuevos diseños “aptos para todo público” revolucionan las calles, pasarelas y vidrieras. 

Diseños para elegir

Todos los tipos de mochilas que existen cuentan una historia. El diseño no es un aspecto menor. Últimamente, este accesorio constituye una parte esencial del vestuario general, hablando de la identidad y el estilo de la persona que decide llevarla.
 
En el caso de las mujeres, las mochilas han reemplazado abruptamente a las carteras o bolsos de agarre más comunes. Y es que resultan mucho más cómodas de trasladar y generan menos daños en la espalda y la cervical al repartir la fuerza de forma homogénea entre ambos brazos y hombros.
 
Para los varones, las mochilas siempre han sido un artículo común. Se debe a que no utilizan carteras o bandoleras cruzadas, y su medio de transporte para sus pertenencias y objetos personales siempre es una billetera o riñonera. Las mochilas forman parte del guardarropas de los varones con frecuencia y varían entre modelos deportivos y urbanos. 
 
Como bien se dijo, una mochila es hoy un ícono de moda, mientras que en sus orígenes era un artículo más relacionado al deporte o al ámbito académico (el elemento para transportar libros o materiales de estudio al colegio o universidad). 
 
En la actualidad, los diseños que hay para elegir son sorprendentes y las marcas desarrollan líneas completas de tipos de mochilas con apliques, en diferentes colores, texturas metalizadas, de pelo sintético y mucho más. Nunca hubo tantas opciones en el mercado de las mochilas. 

Materiales que varían la función de la mochila

Ahora bien: es muy importante preguntarse qué se espera de este producto y a dónde se lo piensa llevar. 
 
Y esta advertencia está especialmente pensada para aquellos que buscan una mochila de viaje, que deba ser resistente a golpes, rayones, toda clase de temperaturas y exposiciones a otros daños. En el ámbito deportivo las mochilas son de telas impermeables, contienen redes y compartimentos para almacenar botellas de agua y accesorios especiales, bases sólidas y resistentes y correas anchas que resulten muy cómodas de llevar. 
 
Si lo que se busca es un modelo más urbano y estético, existen mochilas de cuero, gamuza o plástico que funcionan perfectamente. Cuando solo se la va a utilizar para transportar objetos comunes en distancias cortas, no es necesario que el material sea de lo más resistente y duradero.
 
Por supuesto que el material con el que una mochila está elaborado incide notoriamente en el costo final del producto, lo cual es lógico ya que las buenas terminaciones pueden durarle al comprador muchísimos años de uso.

Accesorios complementarios para agregar

Es muy interesante combinar los distintos tipos de mochilas con accesorios que hagan juego. Monederos, billeteras, correas intercambiables, portadocumentos y sobres para viaje, o bien riñoneras, son complementos ideales para lograr un total look perfecto.
 
Además, muchas veces resulta una decisión práctica e inteligente. A veces no hay tiempo para tomar un papel importante del bolsillo trasero o agarrar algún elemento guardado en el fondo de la base de la mochila. Es por eso que se debe clasificar qué cosas conviene tener más a mano, y cuáles otras forman parte del equipaje corriente almacenado en la mochila. 
 
Se pueden obtener muy bellas combinaciones entre mochilas y accesorios complementarios, logrando además una practicidad y funcionalidad única para los productos de viaje. 

¿Cómo cuidar una mochila una vez que se eligió el modelo?

Generalmente, todos los productos vienen con sus indicaciones de lavado y cuidado de los materiales con los que son fabricados. Las mochilas incluyen etiquetas internas donde se describe el paso a paso sobre su adecuada conservación.
 
Dentro de la tienda online donde se decida comprar el artículo, seguramente también aparezcan las indicaciones, los elementos con los que conviene lavarlas o remover manchas, y otros consejos útiles.
 
Las mochilas vienen en fundas especiales donde es prudente mantenerlas guardadas. De todas formas, son consideradas productos de una buena duración y resistencia (mucho más que una cartera convencional), por lo que la inversión se encuentra perfectamente amortiguada. 
 
Una mochila bien conservada, con una frecuencia de limpieza y mantenimiento de períodos de seis meses, puede llegar a durar hasta más de siete años en el guardarropas de cualquier persona. Por supuesto que dependerá de las aventuras a las que se decida llevarlas. 
 
Una mochila es una compañera fiel, una herramienta de seguridad y comodidad para transportar objetos, y una compra radicalmente efectiva e inteligente de la que ningún usuario podría arrepentirse. 
 
¿Bonus track? Están a la última moda. Se las puede ver en todas las pasarelas y fotos de celebrities distinguidas. 
 

¿Te gustó este tip? Compartilo!

Gracias por registrarte